Láser rejuvenecimiento

En Bonaderma usamos el Láser fraccionado de CO2 como láser de rejuvenecimiento facial. Es un láser más potente que otros como el Erbio o el Neodimio, produciendo mejores resultados en menos sesiones. Sirve tanto para mejorar textura de piel, aclarar manchas, disminuir flacidez, mejorar las arrugas y ayudar a la formación de colágeno dérmico. Es un tratamiento espectacular, muy seguro, levemente molesto para el que se aplica anestesia tópica previamente en crema. Después del tratamiento se formará una costra marrón en la zona tratada que durará varios días en los que habrá que ponerse varias veces cremas hidratantes y fotoprotectores. Habitualmente, se recomiendan varias sesiones que se distancian de 3 a 6 meses según el problema y respuesta de cada paciente. Este láser lo utilizamos principalmente para el rejuvenecimiento de la piel, mejora de las arrugas peribucales y perioculares y cicatrices de acné.